IMG_7059

Le Roch Hôtel

Paris. El arte de la sencillez en lugar de un despliegue de ostentación, esa es la nueva concepción del lujo. Alrededor de esta idea ha sido diseñado Le Roch Hôtel, un hotel boutique de 37 habitaciones con espíritu de hogar que se asemeja más a una casa donde se vive una experiencia típicamente parisina en un espacio cálido con una decoración haute couture.IMG_7053
A escasos pasos de la ópera Garnier, de la plaza Vendôme y del jardín des Tuileries, Le Roch es un refugio en medio del bullicio de la ciudad. Debe su diseño a una verdadera parisina, Sarah Lavoine en el que es su primer proyecto hotelero donde ha asociado todo lo que le apasiona: el color, los muebles y objetos auténticos, materiales nobles, líneas simples. La famosa diseñadora conoce este barrio perfectamente, desde hace 20 años ha elegido el primer arrondissement para su casa, su boutique y su despacho. Un ambiente acogedor es perceptible inmediatamente al cruzar el umbral de la puerta para pasar a un salón con chimenea, bibliotecas repletas de buenos libros y sillas confortables que son tanto una invitación para relajarse como para reunirse. Todas las estancias del hotel son cálidas y refinadas y reflejan una dualidad entre sobriedad y energía. En cada rincón y a través de todos los detalles, se observa el chic parisino. Las telas son naturales, las tonalidades suaves y con la presencia ineludible del color azul que caracteriza a la diseñadora. Varios muebles y elementos decorativos fueron hechos a la medida; otros son de Cassina, GamFratesi y Chevalier Edition.IMG_7055
Le Roch Hôtel cuenta con un restaurante y un bar –con menús elaborados por el joven chef Arnaud Faye–, una terraza con una vista excepcional hacia los tejados de París, una piscina interior y un spa para sumirse en un absoluto relax.