IMG_7084

Estela, Café Altro Paradiso y Flora Bar

New York. El restaurante Estela del chef Ignacio Mattos fue elegido en el puesto 44 en la lista de los 50 mejores restaurantes del mundo en 2016 difundida por The World’s Best Restaurants. Definido como un modelo de aparente sencillez, enmascarando una profundidad de sabor, investigación y talento.IMG_7092
Inaugurado en 2013 junto a su socio Thomas Carter, un antiguo chef que se movió hacia el vino, presenta una cocina mediterránea que destaca por su originalidad así como por la habilidad de Mattos para conseguir sabores muy profundos de ingredientes que parecen comunes pero muy bien elegidos. Mattos, originario de Uruguay, fue apadrinado por el gran chef argentino Francis Mallman antes de trabajar en Estados Unidos donde estuvo en Chez Panisse en California, Il Buco en Manhattan y luego abrió el elogiado Isa en Brooklyn. Solo cuenta con una veintena de mesas. Para el cocinero, la idea en Estela es que toda la carta se mueva en un solo sentido desde principio a fin. Fuera de la cocina el objetivo es el mismo. Todo debe fluir y en el restaurante hay pocos detalles librados al azar. Un grupo atento de camareros cuidan de todo –jóvenes que parecen salir de un catálogo hipster de moda–. El ladrillo, las paredes antiguas y las grandes esferas que funcionan como luces terminan de complementar la atmósfera intimista de Estela. Sin embargo, Estela no debe ser presentado como un restaurante cool. De hecho, parte del secreto del restaurante ubicado en la calle Houston es que no pretende ser cool.IMG_7083
El dúo ha abierto dos nuevos restaurantes.
Café Altro Paradiso en Soho square, bajo enormes ventanales por los cuales traspasa la luz durante el día. El espíritu del lugar es sentirte en un paraíso decorado con una clara referencia al art deco, donde un enorme espejo antiguo domina el espacio. La cocina es semi abierta de donde salen platos ligeros y sencillos que recuerdan la genialidad de la cocina italiana.IMG_7085
Flora Bar. Felizmente, los visitantes del recién acuñado The Met Breuer, el nuevo espacio del Metropolitan Museum de arte contemporáneo que abrió a principios de este año, pueden disfrutar del buen hacer culinario de Mattos. Aquí la especialidad es el marisco. Los interiores, firmados por los arquitectos Beyer Blinder Belle, aprovechan al máximo la luz que fluye a través de las ventanas que alcanzan dos pisos y presididos por un bar de mármol y taburetes Steven Bukowski.